sábado, 2 de abril de 2016

EL LIBRO DEL SÁBADO. Que empiece la fiesta. Ammaniti

Tomada de wikipedia

De lo que llevo leído de este autor me parece lo más sobresaliente: una fábula esperpéntica en donde la realidad pronto se nos escapará de las manos para convertirse en un disparate (en el sentido que les daba Goya) que nos da tanta risa (en un primer momento) como miedo (cuando lo pensamos con un poco de tranquilidad)
Y es que la fiesta que organiza el magnate Chiatti en su villa Ada (un parque privatizado, como cada vez son más nuestras vidas) es un dislate que, como pronto suponemos, debe terminar trágicamente.
Por sus increíbles escenarios (que se remontarán al mismísimo Imperio Romano) veremos desfilar a cantantes de moda, cocineros búlgaros de "enorme prestigio", famosos televisivos, futbolistas, políticos sin escrúpulos (y sin disfrazar demasiado para alguien que conozca íntimamente la Italia de los últimos años) que se entremezclarán con sectas satánicas o escritores en crisis.
Un reino de las apariencias que a los españoles bien nos puede recordar la fiesta eterna que se sucedió antes de la crisis, con sus corruptelas, imposturas y personajes-mariposas nocturnas que vuelan en torno al dinero de las grandes farolas que (ahora lo sabemos) se habrían de apagar de repente mientras se nos presentaba la factura de la electricidad que no gastamos sino de forma vicaria, observando un espectáculo del que sólo participábamos en la lejanía de los medios de comunicación y las revistas de los más variados pelajes.


Lo leeremos de una sentada (es sumamente adictivo) pero su hiel se nos quedará rondando tiempo en nuestro interior, lo cual no sería mala idea, sobre todo ahora que nos dicen que salimos de la crisis de la que nada hemos aprendido y que (qué razón tenía Ortega) temo que volveremos a repetir tarde o temprano si no dejamos de ver el mundo como nos seducen a verlo.
Lo recomiendo, acaso sea tan sólo por lo que puede tener de vacuna futura


No hay comentarios:

Publicar un comentario