sábado, 7 de enero de 2017

El libro del sábado. La tempestad. Prada



Hace muchos años realicé esta lectura y me alucinó: curiosamente en esta segunda lectura me ha molestado lo que antes mas me había fascinado: su barroquismo que en numerosas ocasiones entorpecía mas que aporta llenado de hojarasca verbal las paginas que perdía vigor bajo su manto.

                                                           


el refrigerador, que continuaba emitiendo un zumbido funerario, un estertor de máquina que espera la jubilación o el desguace.


algas congeladas que iban a la deriva y mostraban su ramaje yerto, en actitud de súplica o despedida, como manos de un ahogado que aún conservasen la crispación en los dedos.

No sé, será cosa de la edad.



Pese a ello, la historia sigue estando muy bien construida y el lector aprenderá mucho del cuadro homónimo de Giorgione que centra las pesquisas y ansias de todos los personajes que conviven en una Venecia fantasmal, tomada por el frío y las más bajas pasiones.
El autor conoce a fondo el cuadro y la ciudad y eso termina saliendo a la luz, permitiéndonos saber más de su Museo de la Academia, el interior escondido de sus palacios, las obras de Tintoretto escondidas a los turistas en Santa María del Orto o de los paseos sin rumbo por sus callejuelas llenas de humedad y oscuridad.




.

No hay comentarios:

Publicar un comentario