viernes, 20 de noviembre de 2015

GALILEO Y EL TELESCOPIO


Con este simple tubo de dos lentes (telescopio de Galileo) empezó nada menos que una revolución científica y filosófica que todavía no ha terminado. Este instrumento tan sencillo colocó el clavo final en el ataúd de la Edad media y la enseñó a la humanidad a mirar y pensar por sí misma, literalmente con sus propios ojos. Descubrimos que la tierra giraba en torno al sol, que la luna tenía montañas, que el planeta Venus tenía fases lunares y muchas más cosas. Como resultado, empezó a disiparse la superstición y la ignorancia. Al darse cuenta de lo que significaba el telescopio, la alta jerarquía de la iglesia llegó a temer que con ese pequeño tubo los seres humanos pudieran ver el rostro de Dios


Aún no se encuentra por completo cerrada la autoría del telescopio. Mientras tradicionalmente se adjudicaba al holandés Hans Lippershey, recientemente se habla de un gerundense Juan Roget.
Lo cierto es que Galileo lo utilizó en los primeros años del siglo XVII (sea o no su inventor), vendiendo en secreto su patente a Venecia, que lo utilizó como una poderosa arma en sus batallas y vigilancias navales
Galileo lo utilizó en sus observaciones que fueron puestas por escrito en el famoso  Sidereus Nuncius, primera observación sistemática del cielo de la época moderna
Tomado de wikipedia


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada