sábado, 24 de octubre de 2015

El libro del sábado. Mazzucco. Un día perfecto

Tomado de wikipedia

Una fantástica  novela que se lee sin poder parar en donde Roma no es un simple espacio geográfico sino un personaje más que pasa de las iglesias barrocas a los suburbios más degradados. Una Roma sin turistas llena de las pequeñas tragedias de la vida cotidiana.
La narración se construye a través de una serie de personajes que, con sus ocupaciones, deseos y fantasmas, edifican un simple día, apenas eso, decenas de acontecimientos y relaciones que se entretejen como una sabia telaraña.
En un principio, todos estos personajes no nos podría parecer más dispares (una mujer divorciada que es vigilada y acosada por su ex-marido policía, tan deseada como trágica, un anarco que pone bombas a los McDonald que se enamora de su madrastra de alta alcurnia, un político democristiano en decadencia y su caprichosa mujer tan poseída por el lujo como por la soledad, una adolescente que inicia su exploración del mundo marcada por el odio a su madre, un niño con problemas visuales machacado en la escuela, un profesor homosexual perdido ya para la docencia pero también para el amor...)
Sin embargo, y ante el asombro del lector, estas vidas se van entrelazando de una forma cada vez más intensa, dándonos las mil caras que tiene cada vida, por minúscula y transparente que parezca.


Y así, según avanza el libro, la autora anuda estas vidas para verlas del derecho y del revés, como un verdadero Philip Roth, hablando de las trampas de la política, de los malos tratos, los movimientos alternativos, las obsesiones, los miedos, el amor, el deseo, la soledad...
Un verdadero trozo de vida. 24 horas que se adensan para dirigirnos hacia la tragedia en medio de una escritura tan llena de poesía como de desencanto, con un destino que juega con cartas marcadas que apenas conocemos y en donde nuestros deseos se pueden convertir en pesadillas con sólo pensarlo. 
Realmente un magistral ejercicio de estilo, ritmo y organización literaria que nos hace bucear cada vez mas profundamente en todas las contradicciones del alma humana mientras se disfruta de una lectura que nunca da tregua  ni sorpresas al lector.
De lo mejor que he leído en los últimos meses.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada