lunes, 28 de octubre de 2013

LAS REVOLUCIONES DE 1830


Es un momento revolucionario donde domina el factor político liberalista, salvo en Bélgica y Polonia, donde es el nacionalismo.
La revolución se inicia en Francia por los recortes que realiza Carlos X de los derechos constitucionales de 1814 en medio de un marco de crisis económica.
Columna en la Plaza de la Bastilla en cuya base se encuentran las cenizas de los muertos en la revolución del 30

 El movimiento parte de París donde cae la monarquía de carta otorgada y sube al trono Luis Felipe de Orleáns de la mano del anciano Lafayette, eliminando la idea republicana de los más radicales. Es el triunfo del lazo entre poder político conservador y el poder económico emergente que ejemplifica la frase de Guizot, pensad sólo en enriqueceos.
Luis Felipe de Orleans

Desde Francia, pasa a Bélgica que se levanta contra el dominio holandés y el absolutismo de su rey Guillermo. Gran Bretaña interviene para evitar que Bélgica se convierta en un satélite de Francia. Así en 1831 se firma el Protocolo de Londres, por el que Gran Bretaña es el garante de la independencia belga. Eligen como rey a Leopoldo de Sajonia-Coburgo y se dan una Constitución.
En Polonia la revolución, poco implicada en el pueblo y casi sólo representada por la nobleza, es sofocada de forma violenta por el ejército ruso. La región pierde la autonomía que gozaba desde el Congreso de Viena, y se prohíbe el uso del polaco. De la misma forma fracasan las revueltas en Prusia e Italia
En Gran Bretaña tras un largo periodo de predominio tory, los whig aprovechan el éxito de los revolucionarios de Francia y plantean una reforma electoral en 1832.  Finalmente se acaban liquidando los burgos podridos. Esa ley electoral es en sí una revolución, porque los intereses industriales adquieren el mismo peso político que la aristocracia terrateniente

        Mientras tanto, en España comienza en 1833 una guerra civil que también es política, las guerras carlistas, que terminarán con el afianzamiento del sistema liberal en nuestro país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario